¿Qué es el colon irritable? Síntomas y tratamientos

En un artículo reciente hablamos sobre los Trastornos Funcionales Intestinales (TFI), hablando sobre qué eran y cuantas clases había. En dicho artículo, vimos que el Síndrome del Intestino Irritable era uno de los 5 tipos de TFI y que además, es el más común en la población. Por eso en este artículo, nos centraremos en contarte todo lo relacionado con este trastorno.

Colon irritable ¿Qué es?

sindrome-intestino-irritable

 

El colon irritable o Síndrome del Intestino Irritable (SII) es un trastorno funcional intestinal que provoca molestia abdominal y alteraciones en la frecuencia y/o consistencia en el tránsito intestinal, pudiendo darse periodos de estreñimiento, de diarrea o una combinación de ambos. Los gases, hinchazón y distensión abdominal también son síntomas de este trastorno. Por lo general, se trata de una enfermedad crónica, aunque en algunos casos puede ser esporádica. Este síndrome afecta en gran medida a la vida diaria de las personas que lo sufren.

 

Diagnosticar el Síndrome del Intestino Irritable no es tarea fácil para el médico, por lo que basarse en lo establecido en el documento Roma IV puede resultar una buena opción.
Dolor abdominal recurrente (síntoma predominante), al menos un día por semana —en promedio— en los últimos 3 meses, asociado con 2 o más de los siguientes criterios: 1. Relacionado con la defecación. 2. Asociado a un cambio en la frecuencia de las heces. 3. Asociado a un cambio en la forma (aspecto) de las heces.

El cerebro y el intestino cada vez están más relacionados por la forma en la que interactúan y como eso afecta al organismo. En este caso, el estado de ánimo de las personas influye en las secreciones y en la sensibilidad del intestino. Si este se vuelve más sensible, la forma en que los músculos trabajan se altera, pudiendo haber trastorno en las deposiciones y sentir más dolor abdominal o hinchazón.

Causas del Síndrome del Intestino Irritable

A día de hoy no se ha establecido una causalidad exacta del Síndrome del Intestino Irritable, aunque existen algunos factores que pueden fomentar su desarrollo.

Los factores psicológicos cada vez tienen más peso. El estrés, nervios o depresión afectan en gran medida a la sensibilidad del intestino alterando su normal funcionamiento, por lo que pueden ser grandes desencadenantes del SII. También se considera que las contracciones musculares en el intestino son una posible causa del desarrollo del colon irritable. En algunos casos, después de una inflamación intestinal o una infección grave se ha desencadenado el síndrome. Además, hay investigaciones que han demostrado una alteración en el estado de la microbiota intestinal en las personas que padecen el síndrome en comparación con personas sanas.

Estas posibles causas, no ocurren en todos los casos y no se dan simultáneamente, de ahí deriva la complejidad para los médicos del diagnóstico de este trastorno.

Síntomas del colon irritable

Los síntomas del Síndrome del Intestino Irritable son variables y, aunque la falta de causalidad complica su determinación, estos son los más comunes:

  • Dolor abdominal: suele ser un dolor de intensidad moderada que suele aliviarse tras la defecación. A veces suele originarse tras comer algún alimento.
  • Alteraciones en las deposiciones: pueden darse alteraciones en el tránsito habiendo episodios de diarrea y/o estreñimiento.
  • Gases e hinchazón: otro síntoma es la sensación de hinchazón y el dolor por exceso de aire. Puede producirse tras la ingesta de ciertos alimentos. Pueden ir acompañado de ardor.
  • Mucosidad en las heces: puede aparecer una mucosidad blanquecina en las deposiciones.

Tratamiento para colon irritable

Existen diversos tratamientos dependiendo de la naturaleza e intensidad de los síntomas de cada persona.

Medidas higiénico-dietéticas

Hay que tratar de controlar los alimentos y bebidas que se ingieren y que afectan y empeoran los síntomas del paciente. Se puede acudir al especialista dietético para que elabore una dieta especial para el paciente, teniendo en cuenta sus síntomas predominantes. Por ejem

plo, si el paciente tiene graves problemas de estreñimiento, se le propondrá una dieta rica en fibra. Realizar ejercicio diario combinado con la dieta, favorecerá una mejoría en los síntomas y en todo el organismo. El tabaco empeora notablemente los síntomas, por lo que es recomendable dejar de fumar.

Fármacos

Cuando los síntomas alcancen una intensidad importante puede recurrirse a la toma de medicamentos, enfocados en tratar el síntoma que más molestias esté ocasionando al paciente. Algunos ejemplos son:
• Fibra
• Laxantes
• Antidiarreicos
• Espasmolíticos
• Linaclotida
• Antidepresivos

Probióticos

Los probióticos son microorganismos vivos que cuando se administran en cantidades adecuadas, benefician la salud del consumidor. Su ámbito de actuación es la microbiota, la cual está compuesta por bacterias buenas que cohabitan en estado de equilibrio.
Cada vez existen más estudios que demuestran su efecto en esta patología. Los probióticos actúan mejorando la microbiota y cuando esta mejora, se produce un efecto de mejora en algunos de los síntomas.

Si quieres conocer más sobre los probióticos, en este artículo de Actilife, encontrarás información interesante al respecto.

El Síndrome del Intestino Irritable ¿tiene cura?

Es un trastorno crónico, por lo que no existe una cura definitiva. Es cierto que los tratamientos que se han mencionado pueden mejorar (dependiendo de cada situación) bastante la calidad de vida de los pacientes.

Síntomas de colon irritable en las mujeres

El SII predomina en las mujeres con una amplia diferencia respecto a los hombres. Además, se da con mayor frecuencia en las mujeres jóvenes, menores de 35 años y se reducen las probabilidades de sufrirlo a partir de los 55.
Las personas que tengan diagnosticadas otras patologías digestivas o enfermedades psiquiátricas y las mujeres con alguna alteración ginecológica, son más propensas a padecer el Síndrome del Intestino Irritable.

¿Cómo saber si tengo colon irritable?

Si sufres alguno de los síntomas que se han mencionado de forma recurrente consulta a tu médico. Como ya se ha dicho, el diagnóstico de este síndrome es complicado pues no existe una prueba concreta que lo determine. Por ello, en muchas ocasiones, se necesita más de una consulta médica hasta que se determina el diagnóstico.
Previamente hay que descartar otras enfermedades. Se realizan pruebas para contrastar la celiaquía, enfermedad de Crohn o anemia, también se hacen exámenes de heces para descartar alguna infección o sangre.

Alimentos para el colon irritable

Os dejo por aquí algunas recomendaciones sobre rutinas alimenticias y alimentos beneficiosos para las personas que padecen colon irritable. Recuerda que estos consejos son a modo general, cada paciente tiene unos síntomas y características concretas, por lo tanto, pueden necesitar especificaciones personalizadas. Se aconseja:

• Potenciar el consumo de fibra soluble.
• Evitar los alimentos ricos en grasas.
• Eliminar el consumo de edulcorantes y frutas que tengan alto contenido en fructosa.
• Reducir la ingesta de alimentos picantes.
• Dejar de consumir todos los alimentos que potencien la formación de gases.
• Eliminar de la dieta las bebidas con gas el café y el té.
• Analizar la tolerancia a la lactosa, si no se tolera, dejar de consumirla.
• Beber dos litros de agua al día.

Si esto te interesa, estate atenta a nuestro blog y redes sociales, pronto empezaremos a subir recetas recomendadas para personas que padecen de colon irritable.

Si tienes alguna duda, consulta o sugerencia, puedes dejarnos un comentario o escribirnos un correo. Estaremos encantadas de ayudarte.