PLUSQUAM PHARMA

GINECOLOGÍA


En el proceso de la menopausia, la bajada de estrógenos provoca cambios en el centro regulador de la temperatura corporal. Hasta el 70% de las mujeres sufren sofocos a lo largo de varios años, hasta que van despareciendo paulatinamente.

GINECOLOGÍA

SOFOCOS, ¿Qué son?


Los sofocos son una sensación intensa de calor, de aparición brusca desde la zona del pecho, cuello y cabeza, que se acompaña de gran sudoración. Son el síntoma más común de la menopausia.

Los sofocos pueden durar desde unos pocos segundos a varios minutos y alguna vez, hasta una hora. Pueden aparecer tanto de día como de noche, son los sudores nocturnos, y pueden llegar a despertar a la mujer.

sofocos-tratamiento

SOFOCOS, ¿Porqué se producen?


Consejos en caso de sofocos


Los sofocos aparecen por una desregulación del mecanismo de control térmico, al alterarse la producción de estrógenos por los ovarios.

Hasta el 50% de las mujeres con más de 43 años y con ciclos menstruales regulares pueden llegar a sufrir sofocos. Cuando llega la menopausia, el 70% de todas las mujeres  sufren sofocos a lo largo de varios años, hasta que van despareciendo paulatinamente.

La mujer puede llegar a sudar durante el sofoco, y luego sentir escalofríos y temblores. Incluso puede sentir ansiedad y palpitaciones durante el sofoco.

Mujeres con sobrepeso, fumadoras o sedentarias tienen un mayor riesgo de desarrollar sofocos.

Si tienes muchos sofocos nocturnos es difícil que tengas un sueño reparador, por lo que durante el día estarás fatigada, irritable y con dificultad para concentrarte.

Los sofocos suelen durar más de un año en el 80% de mujeres, y sin tratamiento pueden durar hasta 20 años. El 15% de las mujeres con 70 años tienen aún sofocos.

  • Perder peso y dejar de fumar.
  • Evitar alcohol y comidas con especias y cafeína.
  • Evitar el estrés.
  • Dúchate frecuentemente.
  • Usa ropa holgada y dale prioridad a las fibras naturales que respiren, como la ropa interior de algodón.
  • Está comprobado que el ejercicio y las técnicas de relajación reducen el impacto de los sofocos de menopausia.
  • Mantente hidratada y lleva siempre una botella de agua contigo.
+ INFORMACIÓN

El tratamiento más efectivo para los sofocos es la terapia hormonal sustitutiva (THS) administrando estrógenos mediante medicamentos orales o transdérmicos (parches), pero debido a los efectos secundarios, sobre mamas y útero, su uso está restringido a períodos cortos de dos o tres años, y en mujeres con síntomas de gran intensidad y con otro tipo de complicaciones, como mujeres a las que se les hayan extirpado el útero y ovarios.

También se pueden adminstrar otros medicamentos como antidepresivos y antihipertensivos, pero este tipo de tratamiento cada vez están más en desuso.

El uso de isoflavonas de soja puede aliviar los sofocos, aunque el tiempo de reacción y la eficacia no es homogénea en todas las mujeres.

Atualmente, el tratamiento más innovador y que ha demostrado mayor eficacia y menor tiempo de reacción es Actifemme® RESD3.

Actifemme® RESD3 es un spray sublingual en nanoemulsión. Actifemme® RESD3 es un producto totalmente natural, compuesto por Resveratrol altamente concentrado, Vitamina E y Vitamina D3, que no tiene efectos secundarios.

Actifemme® RESD3  es el único producto que tiene estudios clínicos que demuestran su eficacia en el tratamiento de los sofocos y los demás síntomas de la menopausia.

Al ser un spray en nanoemulsión, se absorbe y pasa a sangre directamente, evitando que sea metabolizado por el hígado.

Al ser un spray sublingual en nanoemulsión, incrementa la acción del Resveratrol, permitiendo una rápida y eficaz acción en la zona cerebral donde se localiza el centro regulador de la temperatura corporal.

Las pacientes que están bajo este tratamiento  notan los efectos muy rápidamente en las primeras semanas, y el efecto máximo sucede a las 12 semanas.

Es necesario cumplir la forma de uso para que los efectos sean los deseados. Es un producto que se puede usar indefinidamente.